Charlando con mi ordenador 2: los chat bots

(Este artículo es la continuación de Charlando con mi ordenador)

Cuando escribes especulando sobre el futuro de la tecnología te arriesgas a quedar en ridículo.

  • Porque la tecnología avanza tan rápido que quizá tus predicciones se hayan quedado obsoletas cuando le das al botón de publicar.
  • Porque estás hablando sobre algo que todavía no ha ocurrido y puede que nunca lo haga.
  • Porque si predices algo y te equivocas, quedas en evidencia.

Hace unos días hablé sobre el futuro del interfaz de usuario y, a raíz del artículo, he estado profundizando más en el tema. Bueno, pues tengo que matizar algunas de las cosas que escribí.

La voz tendrá protagonismo en el futuro. De eso no me cabe duda y no me desdigo.

Pero algo que no mencioné y de lo que se está hablando un montón como la próxima evolución de la interfaz de usuario son los chat bots.

Los chat bots son lo mismo que Siri, Cortana, Alexa y Google Assistan pero con dos diferencias. Una de forma -nos podemos comunicar con ellos por texto (chat, email)- y otra de fondo -tienen la capacidad de aprender cosas sobre nosotros para conocernos mejor y poder ayudarnos en nuestras tareas. Los bots son el primer gran intento de llevar la inteligencia artificial al gran público.

La idea (todavía no es más que eso) es construir sistemas operativos alrededor de estos chat bots y llevarlos más allá de unos simples asistentes que te planifiquen las citas del calendario. La idea es que la interfaz de usuario sea:

  1. Conversacional: que le podamos hablar y pedir cosas usando el lenguaje natural (texto o hablado).
  2. Inteligente: que sea capaz de dar respuesta a preguntas complejas usando su propia base de conocimientos (knowledge base).
  3. Autónoma: que pueda realizar tareas complejas sin nuestra intervención. Por ejemplo pedirle que haga una tarea para la que necesite varios pasos y varios programas y que sea capaz de completarla (“añade una foto de un avión al principio de la tercera página de la presentación que tengo que entregar mañana y mándamela al email”).
  4. Autodidacta: tiene que aprender con cada cosa que hace para que siempre sea más inteligente y se adelante a nuestros deseos (machine learning).

Esta es la gran apuesta de Google, Facebook y Amazon. Estos tres gigantes piensan que este es el futuro.

El problema es que nadie ha sacado aún nada que se acerque ni remotamente a este concepto. Ni Siri, ni Cortana, ni Alexa, ni x.ai son realmente inteligencia artificial. Tienen cierta capacidad para resolver tareas y proveer información pero no son capaces de completar tareas complejas y no pasarían el test de Turing ni de lejos.

Pero si este concepto acaba por tomar forma, Google parte con gran ventaja porque tiene toda la web indexada y toda la información que contiene procesada. Gracias a esto está mejor colocada que nadie para crear máquinas que puedan dar respuesta a preguntas complejas. Muchos piensan que si estas predicciones son ciertas, puede llegar el ocaso de Apple, que no tiene un knowledge graph similar. Veremos.

Alan Turing, el padre de la computación moderna, pronosticó que para el año 2000 los ordenadores serían capaces de pasar el test que él mismo diseñó para medir si la inteligencia artificial podía estar a la altura de la humana. Se equivocó en el año porque por ahora ninguna lo ha conseguido, pero quizá sólo sea una cuestión de tiempo y pronto tendremos asistentes virtuales con los que podremos comunicarnos del mismo modo que lo hacemos con las personas.

Ese es precisamente el escenario que pinta la película Her.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s